miércoles, 23 de julio de 2008

Cuento corto*

Ayer levanté la tapa del escusado y me encontré con un pez dorado resplandeciente. No sé cómo llegó ahí. Es una de las visiones más extraordinarias y tristes que recuerde.

(*La idea me vino de una entrada en otro blog: http://citlaysuslentejas.blogspot.com/2008/06/del-libro-de-las-mentiras.html)

domingo, 20 de julio de 2008

Las decepciones de la adultez

Cuando era adolescente pensaba que la edad adulta suponía –fundamentalmente –coger más (o coger, a secas) y tener más dinero (o tener dinero, a secas).

Estaba muy equivocado. Cuando comencé mi actual trabajo creí que mi vida sería un continuo festín: como no pago renta, visualicé mis quincenas derrochadas comiendo en restaurantes sofisticados, tomando el mejor vino –siempre, todos los días–, comprando un chingo de libros –obras completas de Ortega y Gasset y Borges, para empezar– y revistas, y viendo puro concierto chingón en primera fila o en Glastonbury. Insisto: cuán equivocado estaba. Nunca me sentí más pobre y quebrado que ahora. Mis años de becado en la universidad me parecen en retrospectiva llenos de opulencia. Hace tiempo que olvidé lo que significa que una nueva quincena se sume a lo que resta de las anteriores; ahora vivo una buena semana y otra de vergüenzas y frustraciones mientras espero la nueva quincena… y así una y otra vez. Y para colmo de males ya no cuento con mi coartada de antes: ‘Soy estudiante, estoy redactando mi tesis.’

En cuanto a lo de coger, volveré a ello en alguna otra ocasión.

miércoles, 16 de julio de 2008

Cervantes

Vila-Matas recoge en su Bartleby y compañía la “más sobrecogedora e inolvidable” despedida de la literatura, aquélla de Cervantes en el Persiles:

“¡Adiós, gracias; adiós donaires; adiós, regocijadas amigos; que yo me voy muriendo, y deseando veros presto contentos en la otra vida!”

Así, con grandeza y generosidad, ausente cualquier rastro de egoísmo o rencor, me gustaría despedirme de amigos y amantes, padres o hijos, y de la vida finalmente, cuando su final llegare.